Bueno, continúo con mi periplo americano...
WELCOME TO LAS VEGAS.

Lo 1º que me llamó la atención fue el nombre del airport: McCarran... o lo que es lo mismo el "macarra internashional"...mal empezamos...

Hotel: si te digo el nombre, no te sonará, pero si te digo que es el que tiene las atracciones anti-vértigo en la parte alta, con la montaña rusa que parece que acabas en el vacío... Estaba bastante bien. Problema: en el 5º pino, a la izquierda.
Menos mal que había un servicio de buses que funcionaba bastante... menos mal que había un servicio de buses, punto.

Los casinos principales están en una calle (el strip), y te parece que todo está cerquitaaaa. Repito, te parece, porque en realidad, echarse a caminar, es como vivir un sueño de esos en los que caminas, caminas y parece que las cosas se alejan o nunca llegas a ellas...


Aparte de éso, es como un Disney para adultos, tantas luces, tantos clin-clin-clin, y musiquita y espectáculos (el del agua en el Bellagio, el del volcán en el Mirage, el de los piratas en el Treasure Island), más los que hacen de pago (nosotros vimos KA del circo del sol y LE REVE de... no sé, pero increíbles, házles un YOUTUBE para que veas...guauuuuu). Hasta una montaña rusa en medio de la calle y cruzando por el casino! (obviamente, nos subimos, y hasta nos hicimos "amigos" de unos ukranianos, lituanos, de p'allá y le dijimos al de los tikets que éramos familia para que nos saliera más barato y nos regalaran la foto, jajajajajaja)

Cosas feas: 
- los pesados que están todo el día en la calle dándote folletos de señoritas guarrillas (incluso a maridos que van con sus señoras y sus hijos al lado)
- los pesados que están por fuera del ayuntamiento para que vayas a su "capilla" a casarte 
- que los del MGM tengan a unos leones completamente drogados y te digan que "están tan tranquilos en este habitáculo insonorizado, que por eso no se mueven, ni abren los ojos..." y que ellos viven en una granja que está a las afueras de Nevada...JA! Y lo que me pareció lo peor, es que te cobran 200 dólares por estar tú sólo con un cachorrito (gatito, gatito) en una urna en la que te ve todo el mundo (reclamo merchandístico), sobando al animalito (no los rechaza después la madre por el olor?)
- los "grupier" de los casinos (mira que son feos y feas!). En algunos hoteles había una mesa en la que había 8-10 chicas jovencitas y ligeras de ropa de grupier, pero era sólo reclamo, jajajajajaja
- muchos hispanos que no quieren hablar en español contigo pero lo hacen entre ellos
- desayunar costillas, arroz, pollo, donut, huevos, etc a las 7 de la mañana porque en el buffet del desayuno ponían de todo, estaba incluido y no queríamos parar a comer ni gastar (que somos unos ratillas)...al final echamos de menos esos desayunos y todo, ains
- que no jugáramos a NADA en LAS VEGAS (tiene delito). El último día nos dimos cuenta de esto y metimos una moneda de 25 en una tragaperras y nos sacamos 10 $! (y sí, metimos una 2ª moneda y se la quedó...fin de nuestra etapa jugadora en Las Vegas)

Por cierto, que las máquinas no dan dinero, sino unos tikitos para que vayas a la caja a cobrarlos... y hay máquinas de todo, de monopoly, de Sexo en Nueva York... todas con muchos botones, jamás las entendimos... Eso sí, me dejé los dineros en unos taconazos estupendos (y ya me caí con ellos, ejem, pero éso es otra historia de las mías)


Último día: Gran Cañón!!! OOOOHHHH
Espera, espera...
Excursión en helicóptero...OOOOOOHHHH
Espera, espera...
Nos tocó delante... OOOOOHHHHH
Nota mental: esto hay que repetirlo. Es super divertido. El Cañón es alucinante (también lo recorrimos en balsa y lo flipamos flipeishon!)


Bueno, el tiempo pasa volando en helicóptero... Adiós Las Vegas, adiós señores de Elvis y disfraces varios que se ponen en la calle para que te saques fotos con ellos (y les dejes la propinilla), adiós tienda de los emanems (me encantó, 5 plantas de cosas de emanems, para casa, para vestirse, para comer, ñam!), adiós aeropuerto macarra!


Besis de ludópata frustrada (pero compradora compulsiva succesful!)
Geisha.

PD: Que nooo, que ni vimos a los del CSI ni el Montecito existe...

Comments (2)

On miércoles, diciembre 15, 2010 , Schrogsin dijo...

oooooh, llévame al gran coñón!

 
On sábado, diciembre 18, 2010 , José Luis dijo...

LO de la ludopatia voy y me lo creo..
no se como te quedó dinerito después para ir al Cañón
joer eso es que le sacaste beneficios a tu ludopatía..
en cuanto a los tacones.. ainsss eso es muuu sexy..

desayunos,buffet emanemes, joer y tios de Elvis para que te cases,, bufff yo so voy no resisto la tentación y me caso aunque sea con el gatito de la Urna.. jajajaja

buen relato

a la espera del próximo besines